Covid-19, experiencia de fe y horizonte existencial

0
13

Estas breves líneas son inmediatamente posteriores a una estancia de 12 días en un hospital por Covid-19. Tratan de expresar la desazón, la sorpresa y la exigencia de encontrarse frente a frente con el dolor y el sufrimiento que hoy se encuentra por doquier. Mirar personas sacudidas por el estertor de la desesperación y la falta de oxígeno es una experiencia que va más allá de teorías y conceptos.

Luego de indagar durante varias semanas en la situación existencial del Job bíblico desde diversas aristas y enfoques, el autor de estas líneas debió vivir la inmediatez de seres humanos aquejados por el rigor de una agonía al parecer interminable. Lamentos, delirios, separaciones, esperanzas frustradas, recuperaciones, diálogos inmediatos con militares retirados en franca mejoría. Una mezcla fugaz y profunda, al mismo tiempo, cuyos alcances habrán de rendir frutos con el tiempo.

El rostro más aletargado de esta pandemia, especialmente en el año que empieza, seguirá desplegándose en su retorcida realidad. La fe, el realismo y la esperanza cambiante continuarán interactuando a medida que el tiempo muestre los saldos de la enfermedad a escala mundial. Mucho se ha escrito al respecto, pero lo cierto es que los testimonios más hondos seguirán marcando el paso de los grados de humanidad a los que podemos acceder como lección específicamente cristiana en estos tiempos tan oscuros y, simultáneamente, tan llenos de posibilidades.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí